Ciclo Chocolat XXXII: Una crítica personal “de película”: ‘Interstellar’ (Christopher Nolan, 2014) & “Los Juegos del Hambre. Sinsajo Parte 1” (Francis Lawrence, 2014)

INTERSTELLAR

Este trabajo del para muchos, “semidios” Christopher Nolan, de 169 minutos de duración, trata en líneas generales, la posibilidad de encontrar vías de escape de la humanidad a otros planetas para evitar que esta se extinga debido a las condiciones desfavorables que el planeta Tierra empieza a contemplar. Hasta aquí perfecto. Un argumento atractivo, no excesivamente original pero bien llevado. El proyecto en sí empieza a derrapar cuando el tiempo tiende a excederse de las dos horas, las cuales habían dado de sobra sin que el espectador tuviera la posibilidad de comprobar que, al igual que en otros planetas, la noción del tiempo es relativa y los efectos de la vejez empiezan a hacer mella en la sala. Hay momentos en los que el ritmo es mortalmente lento y los efectos de “Origen”, los cuales Nolan adora, se repiten con tanta obviedad… ¿El suelo para este director nunca es un plano horizontal y con apariencia estática? Me atrevería a afirmar que ‘Interstellar’ es un compendio entre la parte sensiblera de ‘Armageddon’, la parte reflexiva de ‘Gravity’ y ese mundillo espacial algo monótono de “Odisea en el espacio”. Por otra parte, me llama la atención, como en tantas otras películas, que destaquen la capacidad “inteligente” de la mujer por encima de la del hombre, de una manera tan clarividente. El personaje del Sr. Matthew McConaughey (como Cooper) tiene dos hijos: un chico adolescente (Tom, interpretado por Timothée Chalamet y de mayor, por Casey Affleck) y una niña (Murph, interpretada por Mackenzie Foy, y de mayor, por Jessica Chastain), o lo que es lo mismo en esta cinta, un zoquete auténtico en todos los sentidos y una cerebrito de libro. Menos mal que McConaughey compensa y su personaje es bastante más espabilado; de otra manera, la supervivencia de la raza humana en manos o en mente, mejor dicho, de un hombre habría quedado en entredicho.
En cuanto al reparto, la selección ha sido maravillosa. Contamos con un genial Michael Caine, una atractiva pero poco lucida en su interpretación Anne Hathaway, un interesante Matthew McConaughey, cada vez más cultivado en el terreno actoral, un sorprendente Matt Damon y una muy prometedora Mackenzie Foy (Renesmee Cullen en “Amanecer. Parte II), entre los papeles más sobresalientes.
En conjunto, y teniendo una visión muy detallada de la trama en cuestión (que tiempo hay), existe la posibilidad de reflexionar sobre esa confusión que a Nolan siempre le gusta generar en el espectador. Los pequeños detalles se suceden dejando una sensación de recomposición de principio a fin de toda la cinta una vez que ya se ha visto. Atar cabos suele ser uno de los efectos secundarios de ver un trabajo de Nolan, eso quien se molesta, pues hay quien no lo hace, e incluso haciéndolo, pongo la mano en el fuego de que hay gente que piensa que ‘Interstellar’ es un auténtico pestiño.
La parte emocional de la trama pasa por el abandono paterno-filial, la mentira, la comunicación espacio/Tierra, la noción del tiempo y sus efectos fuera del campo gravitatorio terrestre, la soledad, el miedo, el afán de suspervivencia, el sentimiento de impotencia, el dolor y la satifacción de los avances en la Ciencia. Como ven, este trabajo tiene bastante carga sentimental que se vuelve, desafortunadamente, algo acartonada y demasiado previsible. La ficción da paso a la carencia de credibilidad en el espectador y, sinceramente, no tengo ni la más remota idea de por qué ocurre esto en esta película en concreto, y no en otras. Quizás simplemente todo se reduzca a que cansa.
Dicho esto, doy paso a mi valoración cuantitativa que es, desde mi punto de vista personal e instransferible, de un merecido 5,75/10. Mi intención no es, en absoluto, desprestigiar ni la película, ni a su magnífico director, pero sí que creo que ‘Interstellar’ necesitaría una revisión y que tres cuartos de hora de la cinta fueran de contenido extra para DVD y Blu-Ray, pero no para su visionado en una sala de cine. Mirar el reloj se convierte en la esencia, en este caso, tanto dentro como fuera de la pantalla ;).
*****
2

Los Juegos del Hambre. Sinsajo Parte 1.

Las críticas sobre esta película no son muy halagüeñas y no me extraña en absoluto. Tengamos en cuenta que es ya la tercera parte de la saga. La primera, “Los Juegos del Hambre” (2012), fue la mejor desde mi punto de vista, quizás no tanto por calidad, sino porque era la novedad y atraía la originalidad de la trama. Este requisito ya ha caducado. Nos topamos con una heroína (Katniss Everdeen) de masas en un mundo cruel e injusto que intenta luchar por una igualdad social y económica a la que parece imposible llegar pues las trabas se suceden una tras otra. Los distritos (el pueblo) se enfrentan al Capitolio (el poder) para lograr, en armas, sus derechos y libertades. La idea parece ser que, a veces, la auténtica paz solo se logra después de la guerra. El pueblo se da cuenta de que puede sublevarse e intentar derrocar al poder. La magia de los libros de la escritora estadounidense Suzanne Collins llega a la gran pantalla pero no de la manera que debiera al espectador. Atrae a niños, adolescentes y generaciones jóvenes pero no a veteranas, y el tipo de ficción que se cuece no es entendido ni valorado por muchas personas, que se cuestionan qué valores reales y necesarios transmite en verdad. Nos encontramos con un reparto de auténtico lujo, encabezado por una resuelta Jennifer Lawrence, compartiendo cartel con un malévolo Donald Sutherland, un intoxicado pero majete Woody Harrelson, una seria y responsable Julianne Moore, un siempre inteligente Philip Seymour Hoffman y una “sencilla” y práctica (en esta parte) Elizabeth Banks. Gran cartel para un trabajo al que le falta guión y le sobra ingenio enlatado, aunque sí que valoro cómo terminó. Pensé que se quedaría demasiado coja pero no. Te deja con cierta satisfacción y a su vez, con curiosidad.
Desde mi punto de vista, no está a la altura de las circunstancias y espero que la siguiente cinta, Sinsajo Parte II, resulte más convincente para poner el broche final pues esto por mucho que se quiera estirar, no da para más. Se vislumbraba en un principio que los Juegos del Hambre eran algo serio, lo mínimo es que continuara en esa línea y no termine convirtiéndose en un simple juego de niños. La ficción debe llevar consigo un algo más, la fantasía por sí sola carece de fundamento, en mi opinión.
Sin más dilación, califico este trabajo con un 4,5/10, por supuesto sin perder de vista buenas expectativas y mi confianza en el próximo estreno de la adaptación de esta trilogía, que no sé por qué me da que iré a verla… 🙂

*****

Anuncios

Acerca de gema82

Soy una apasionada del 7º Arte, una enamorada de la la fotografía en las películas, de las grandes bandas sonoras y por supuesto de los excelentes actores y actrices que hacen que las historias se tornen realidad ante nuestros ojos.
Esta entrada fue publicada en Cine y opinión, Introducción, La película a tratar hoy es.... Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s